jueves, 2 de julio de 2009

Nerón Ñerón


Ciudad es: un cielo estrellado caído en la tierra que forma un mar de luces eléctricas, un laberinto de caminos y muros que protegen tesoros y esconden un mapa-calendario, formado por torres construidas sobre templos antiguos que fijaron el ritmo del tiempo y el espacio. Es mercado y refugio de mercaderes, es cuartel, escuela, plaza con fuentes, jardín, hospital, cárcel y basurero. Es cruce, fin y comienzo de rutas, y pensamientos. Acuerdo de citas que se vienen sucediendo desde el comienzo de la historia y se proponen continuar los ritos, los intercambios, las transformaciones y los descubrimientos, si la fortuna y la técnica coinciden para permitirlo. Una ciudad ética tiene que ser estética. ¿será? no tengo idea... me gusta como suena. Porque antes aquí no había nada de lo que hay ahora, era la hierba y el agua corriendo, y me pregunto ¿de dónde habrá salido tanto? En algún lugar debe haber un hoyo inmenso, o muchos de distintos tamaños, de dónde sacaron todo lo que aquí pusieron.

12 comentarios:

nimbemon dijo...

Gran post acompañdo de grandísima foto!!!
Suerte para este nuevo proyecto de gran nombre también!!!
saludos, n.

mujerguerrera dijo...

Excelente fotografía. Ésa sí es estética. Buen contraste, tono y perspectiva... y un buen texto para completar.

Saludos y felicidades por el nuevo ciberproyecto

Trompetista de Falopio dijo...

Simón, la ciudad es todo eso que escribes mano. Ojalá que las ciudades estéticas fueran éticas (como dices); pero ya ves, ái tenemos a Dubai, que es una maravilla arquitectónica (casi futurista) pero pfff donde la desigualdad social es superlativa.

Bueno para nada dijo...

vale, que nos va gustando, a ver que sigue. Y si Livi, al revés tuviera chiste, como me acordé de una frase de la clase de hoy: Todas las escuelas públicas tienen que ser laicas, pero hay escuelas laicas que no son públicas, ergo..

kobernein3 dijo...

Hola, buen post inicial. Saludos. Me gustaría sumarme más adelante aunque no me conoscan. Debrian atraer a Sujey (Abad) o a la esponjosa. Buen proyecto de red. Perdonen, me emocione.

En cuanto a la ciudad, ayer andaba con el concejero técnico del colegio de filos. Andabamos recorriendo el centro en esa tarde tranquila que bos toco ayer. Mirando los edificios desgastados, y lo hermosamente derruido en ese laberinto del centro.

¡Saludos!

Anónimo dijo...

Si te gusta el beisbol, aprovecha que en www.priceless.com/mx te puedes ganar un viaje a los partidos de la Serie Mundial. Entra y regístrate ya.

Violeta Vázquez-Rojas dijo...

'de dónde sacaron lo que aquí pusieron'...buena pregunta... de otras ciudades, me imagino, o de las mismas. como en tu foto. toda ciudad es también un hoyo enorme, o muchos de distintos tamaños.

Trompetista de Falopio dijo...

KOBERNEIN: qué chido que hayas venido a darte una vuelta. En cuanto a tu deseo de sumarte (y sumar otras personas), es posible que más adelante los colaboradores platiquemos al respecto, pero por el momento veremos cómo funciona con los que estamos. Saludos.

ignacio bazan dijo...

¿Habrá alguna forma de eliminar el spam? No quiero ofender a nadie, pero el cliché de que el beisból es de hueva sin chelas es terriblemente cierto.

Creo que en particular esta ciudad no es del todo estética, ni mucho menos ética.

Saludazos.

Nahual dijo...

Si muy acertado el final, hay un librito por ahí que se llama Economía Ecologica y te pone a pensar eso, es decir, de dónde viene todo lo que consumimos, y de ahí te viene un sentimiento fatalista: es imposible parar esto, algún día tendremos algo así como una manzana mordida.

Anónimo dijo...

trompetas: te seguiremos hasta donde estes, seguiras siendo marxista hasta tu tumba y haber si convences a todos los colaboradores de este blog que tambien cierren puertas a los anonimos. y por cierto, haber cuantos comentarios te dejan ahora que nosotros no vamos a hacerlo.

Esponjita dijo...

El spam se borra fácil: basta dar en alta en el blog que se pongan esos letreritos carentes se sentido. Los anónimos siguen entrando, pero el spam automático no.

Y eso del hoyo de donde vino todo esto me recordó a una película chilena que narra dos maremotos. Entre el primer y el segundo, hay un buzo que se dedica a buscar el hoyo a donde debió irse todo en aquél cataclismo.

Seguidores